Mostrando 1–25 de 46 resultados

Los detectores de movimiento y presencia activan la iluminación, únicamente, cuando captan la presencia de personas en la zona. Gracias a ello, se ahorra sustancialmente en la factura eléctrica en zonas menos frecuentadas y se garantiza la seguridad en los puestos de trabajo.

Ejemplos de aplicaciones:
Zonas exteriores (entradas/accesos), Parkings, Garajes subterráneos, Almacén con estanterías elevadas, pasillos / Zonas de paso, vestíbulos, escaleras, despachos.